En verano, la asistencia a la guardería o a campamentos urbanos y ludotecas puede ser irregular. Con Pekebook llevarás el control del check-in y check-out más fácilmente que nunca.

El control de asistencia a la guardería es más difícil en verano que durante el curso. Vacaciones de los padres o planes en familia pueden hacer que los niños acudan de forma más irregular. Lo mismo sucede si ofrecemos servicios como ludoteca o campamento urbano. Sacan de un apuro a los padres que trabajan fuera de casa; pero si surge la ocasión de pasar un día libre en familia, es habitual que los niños no asistan.

Cuando las ausencias son habituales y los horarios son menos estrictos, llevar un control de asistencia riguroso es más complicado que nunca. Y también más importante que nunca. Y es que es más fácil despistarse si estamos acostumbrados a que los niños falten a las actividades o se vayan antes de tiempo.

Para facilitar el control de asistencia y reforzar la seguridad, puedes usar Pekebook también en verano. Ya sea si tu guardería ofrece sus servicios habituales o si pones en marcha actividades alternativas, como una ludoteca. De este modo, tendrás siempre bajo control qué niños acuden cada día al centro, sus horas de llegada y salida y la persona encargada de recogerlos.

Si en verano contratas personal específico para estas actividades, sólo te llevará un momento crearles perfiles en Pekebook y vincularlos a sus grupos de niños. Así podrán controlar el check-in y el check-out desde su móvil o tablet en cuestión de segundos. Como sólo tendrá acceso a la información de su grupo, no tendrá que gastar tiempo navegando por la app entre las opciones que usan los educadores durante el curso.

De esta forma, los monitores y educadores realizarán su labor de forma más cómoda y práctica. Los niños ganarán en seguridad, y los padres podrán estar más tranquilos que nunca.

¿Quieres una demostración del uso de Pekebook en verano? ¡Habla con nosotros!