El primer día de clase siempre es un poco caótico: por suerte, con la ayuda de Pekebook, organizarlo todo será más fácil que nunca.

El primer día de clase suele ser de los más caóticos del año. Niños que empiezan el cole con llantos, alumnos que no encuentran su aula, padres nerviosos… ¡Un día de locos! Y por bien que hayamos organizado todo, siempre puede surgir algún imprevisto. Un error en las listas de alguna clase, una baja inoportuna…

No podemos evitar por completo el caos del primer día del curso. Pero con las herramientas apropiadas, podemos controlar los imprevistos y gestionar con eficacia las actividades del día. Y ahí es donde entra Pekebook App Colegios.

Parte de la confusión del primer día viene de la falta de información. A veces, niños y padres llegan al centro sin saber cuál es su aula o dónde está. Especialmente si se trata de recién llegados al centro. Para evitar este problema, es buena idea enviar una circular por Pekebook a las familias de cada clase. En ella podemos detallar cuál es el aula que le corresponde al niño y en qué parte del centro se encuentra. Es buena idea recordar al mismo tiempo la hora de la presentación, para evitar confusiones.

Otra ventaja de esta circular previa es que el maestro o maestra puede aprovechar para presentarse. Saber el nombre del tutor supondrá un extra de tranquilidad para padres y niños. En caso de duda, sabrán por quién preguntar. Si los niños ya llevan varios cursos en el centro, es posible que ya conozcan al maestro. Saber por adelantado quién va a ser su profe reducirá la ansiedad por el nuevo curso.

Los errores en las listas son más fáciles de localizar con Pekebook. En su agenda digital, cada maestro puede acceder a las fichas personales de sus alumnos. Si algún niño no tiene un aula asignada, o si está incluido en dos a la vez, será más fácil detectarlo antes de empezar el curso. Y lo podremos corregir con solo un click.

Además, el check-in de la aplicación nos permitirá comprobar que desde el primer día todos los niños llegan puntuales a la clase que les corresponde. En caso de que alguno no se presente, nos llevará solo un momento contactar a los padres por mensajería. Tal vez se hayan confundido de hora o sigan buscando el aula, y podremos echarles un cable.

Como ves, Pekebook App Colegios puede facilitarte la gestión del aula ya desde el primer día. ¿Quieres ver qué más puede hacer por tu centro? ¡Contáctanos sin compromiso!