¿No sabes cómo mantener a tus hijos ocupados en casa? Los niños pueden ser unos completos terremotos a veces y, aunque pueda parecerte que no tienes forma de mantenerlos entretenidos, los siguientes tips funcionan de lujo. ¡No te los pierdas!

Consejos para que los niños estén ocupados en casa

En Pekebook nos encantan los niños. Por esa razón diseñamos un agenda digital para escuelas infantiles para que los padres puedan sentir más cerca a sus pequeños y hacer un seguimiento total de su día a eso.

Pero también nos gusta ayudar a los papás con buenos consejos para que consigan mantener entretenidos a los niños. Esto es lo que tienes que hacer:

  1. Organiza el día con una lista de tareas: en primer lugar, te proponemos un poco de orden para tu casa. Empieza estableciendo un plan para cada día y cúmplelo a rajatabla, para que los niños puedan estar entretenidos y tengan algo que hacer a cada momento del día.
  2. Un poco de social media: no es bueno abusar de las nuevas tecnologías, pero tampoco es bueno que los niños permanezcan aislados. Para que sigan cerca de sus amigos, es importante que utilices herramientas como videollamadas para que puedan hablar con ellos.
  3. Juegos educativos: dejando a un lado los juegos en los que no se fomenta el aprendizaje, los juegos educativos son una excelente opción para que puedan matar el tiempo a la vez que aprenden cosas nuevas. Son perfectos para ponerle siempre delante. Sin abusar, claro.
  4. Series animadas y películas: de vez en cuando, este tipo de contenidos son fundamentales para mantenerlos ocupados pero también para mejorar su aprendizaje y ganarse toda su atención. Hay dibujos animados realmente didácticos como Pepa Pig.
  5. Podcasts y audiolibros: las tecnologías lo han cambiado todo y tenemos estas nuevas opciones a la hora de tener a los hijos ocupados. Siempre le puedes colocar algún audiolibro o podcast de dibujos mientras estás teletrabajando.
  6. Actividades offline: hay muchas actividades fuera de Internet con las que puedes mantener a tus pequeños entretenidos. Desde juegos de mesa hasta karaokes, bailes en familia, hacer un bizcocho, etc.
  7. Invita a amigos o familiares: para que sea un día distinto para el niño y esté entretenido, también puedes invitar a casa a algún ser querido o amigo suyo. Un día diferente, seguro que merece la pena.
  8. Comida a domicilio: de vez en cuando, hacer planes nuevos hacen que un día aburrido se vuelva un gran día. Si te apetece, puedes pedir comida a domicilio para pasar un día en familia un tanto diferente.
  9. Un poco de consola: es importante que los pequeños hagan cosas de niños, pero siempre sin abusar. Para que no se sienta menos respecto a otros niños, puedes dejarle un rato la consola. Pero con limitaciones.
  10. Vídeos de YouTube, pero con moderación: los niños se quedan con los ojos abiertos como platos mirando a las tablets y a los móviles. Ponle algún vídeo de entretenimiento de vez en cuando, pero siempre con moderación.

Con estos consejos, tus hijos estarán siempre entretenidos en casa y se lo pasarán en grande. ¡No tendrás que preocuparte por si se aburren!

¿Tienes algún truco para que un día estándar se convierta en un gran día? No dudes en compartirlo con la comunidad.